su narrativa determina su historia, ya que esta imagen ilustra un libro abierto con un camino establecido

Diferentes narrativas que nos contamos

Todos creemos diferentes historias que nos contamos.

Esto significa que todos tienen una forma subjetiva de mirar el mundo.

Pero esto no significa que todo el valor sea relativo.

Entretejido en la estructura del ser hay un sistema moral que es necesariamente una jerarquía de valores.

No podemos movernos o darle sentido al mundo sin clasificar las cosas.

Vemos, individualmente, un ideal trascendente, un pináculo de cómo podría verse la perfección dentro de nosotros mientras nos esforzamos por alcanzar ese ideal.
Sabemos que no somos capaces de encarnar absolutamente ese ideal.

Se nos han contado historias y narraciones a partir de las cuales abstraemos conceptos alineados o de acuerdo con la genética y las propensiones que se nos han proporcionado al azar.

Este “ser” que somos, tiene permitido el libre albedrío para actuar en la voz que escuchamos constantemente en nuestra mente.

O, mejor dicho, voces …

Hablamos dentro de nuestra mente todo el tiempo y preguntamos por qué hicimos algo en el pasado,
y decimos ‘ese no fui yo’, pero si lo fue.

Nos esforzamos por cambiar, a sabiendas o sin saberlo.
Aunque no todos parecen verlo de esta manera …

Hay un mal que podemos verificar. Hay una deliberación en el mal que lo distingue de la tragedia.

Algunos afirman que no existe hasta que sienten su dolor.

La narrativa que elegimos para escuchar importa.

La narrativa y el camino que elegimos seguir son un reflejo de lo que más apreciamos.

Al menos en ese momento en el tiempo.

Como se dijo anteriormente, diferentes voces dentro de nosotros, nos guían en diferentes direcciones, en diferentes momentos, según la situación particular.

Integrar estas diferentes partes de ti es importante.

La falta de integración puede causar resultados no deseados cuando atacan impulsiva e incontrolablemente.

Elige la narrativa correcta, o te elegirá a ti.

Deja un comentario